jueves, 10 de julio de 2008

LA CASA DEL ACANTILADO 4ª Parte


Cuando llegamos arriba entendí rápidamente porque era el lugar más mágico de toda la casa. La habitación, de unos diez metros cuadrados, estaba rodeada de arcos árabes y sobre ellos unas telas blancas, casi transparentes, las cuales parecían levitar al son del poniente que soplaba en esos momentos. Telas que se movían de forma voluptuosa, telas que hacían juego con el vestido de María y no sólo por el color sino también por la sensualidad de sus formas. El suelo estaba lleno de cojines, tantos y tan variados en cuanto a colores y formas que impedían ver la superficie de la estancia.

Realmente no sabía que estaba haciendo yo en ese lugar y con aquella mujer sentada en el suelo delante de mí.

- Ponte cómodo.

A mí eso me pareció una obviedad, hubiera sido del todo imposible no sentirse cómodo en un lugar como aquel, pero en lo más íntimo de mi ser brotaba una inquietud, un desasosiego que me hacía estar alerta.

Ella cogió una pipa de agua y la encendió. El ambiente se llenó de un aroma a azahar difícil de describir. Por unos momentos me acordé del bar de los cristales en el bazar de El Cairo. Una vez encendida y tras haber expulsado unas cuantas bocanadas de humo, o al menos las suficiente para que tirara adecuadamente, me la pasó.

Ver a esa mujer chupar ávidamente la boquilla creo en mí una visión hipnótica, haciendo del todo imposible que mis ojos no se centraran en sus labios. Lo peor de todo es que ella era consciente de todo, tanto; que una de las veces, sacó la boquilla de sus labios, la rodeó con su lengua para al final, volver a introducírsela en la boca.

- Toma, prueba, seguro que te gusta.

Durante bastantes minutos estuvimos fumando, pero sin articular palabra, igual que cartujos, me atrevería a decir que sólo nuestros ojos y gestos hablaban. Al final fue ella la que rompió el silencio

- ¿Sorprendido?

- ¿De qué?

- De la situación.

- Depende.

Se acercó a mí con su mano abierta, cogió la boquilla de mi boca, aspiró para al final expulsar el humo en mi rostro. Lo hizo lentamente, muy lentamente, con la segura intención de impresionarme. Aguanté la mirada a pesar del escozor que notaba en mis pupilas.

- ¿Tus respuestas siempre son tan escuetas?

- No siempre, sólo cuando las preguntas son imprecisas.

- ¿Te sorprende que Martín me trate de esa forma
– hizo una pequeña pausa -un tanto despectiva?

Como no estaba muy seguro de la entonación, no me quedó más remedio que responderle:

- ¿Me lo preguntas o lo afirmas? Por que tanto en un caso como en otro eres perfectamente consciente de la respuesta, pero bueno, para que no te quede ninguna duda te diré que sí. Sin embargo – continué diciéndole – tengo la certeza de que conocías la respuesta a esa pregunta. No te lo tomes a mal, pero cuando estás con él pareces una niña rota, una muñeca que se compone y descompone en función de las piezas que tu marido quiera colocar.

Su rostro cambió, sus ojos parecían otros ojos, incluso sus labios…en realidad todo su cuerpo se transformó. Ante mi desapareció la sensualidad que envolvía a esa mujer, ahora me hallaba ante alguien desconocido. Sus ojos se clavaron violentamente en los míos.

- No tienes ni puta idea de nada.

Si pretendía impresionarme, de verdad que no lo consiguió, todo lo contrario.

- Vaya, parece que también os ponéis de acuerdo en lo que debéis decir a la gente – respondí, forzando un tono irónico - nunca me habían dicho en tan poco tiempo que no tengo ni puta idea de nada – al terminar la frase, aún con su dura mirada posada en la mía, sonreí. Un gesto que, al igual que el tono utilizado, la enfureció.

- Tú vives en tu mundo de barcos, de viajes, de gente “guapa”, gente sin problemas, gente…

No le dejé terminar la frase. Mi disposición a discutir otra vez sobre el bien y el mal había desaparecido. Era la primera vez que en un espacio de tiempo tan corto oía, de dos personas distintas, las mismas lamentaciones y por hoy, el cupo ya lo había cumplido. Me levanté con intención de marcharme.

- Ha sido un placer conocerte – eso no era del todo cierto pero tampoco me apetecía ser descortés – despídeme de tu marido y dile a tu hija, para que se quede tranquila y se alegre un poco, que ha conseguido que me lleve un moratón en la espinilla.

- ¿Por favor, espera, quédate un poco más? – me sorprendió su cambio de actitud. Volvía a ser esa muñeca rota en mil pedazos – Martín me ama, te lo aseguro. El es el único hombre que me ha hecho sentir importante, hizo que creyera en mi misma. El es ahora mi príncipe y yo – bajó la mirada, en esos momentos adiviné su vulnerabilidad - no era más que una bella princesa tirada en cualquier esquina a merced del primer hombre sin escrúpulos que pasara por mi lado y estuviera dispuesto a pagar para que se la chupara o para follar. Me daba igual lo que hiciera conmigo con tal de que me diera dinero para poder pagarme la droga. Un día apareció él y ¿sabes lo que me dijo? “¿Cuánto ganas en una noche?”, le mentí, me aproveché de su inocencia y le dije una cantidad que ni por asomo ganaba. Se fue para volver al cabo de un rato con el dinero que le había dicho, “toma, ahora ya no hace falta que estés aquí, puedes irte a casa”; yo le respondí que no tenía ningún lugar donde ir, que dormía en la calle y él, sin pedirme nada a cambio, me llevó a su casa. Durante unos días me trajo la droga que necesitaba, hasta que, cuando se enteró que estaba embarazada, me obligó a ir a un centro de desintoxicación. Estuve casi dos años interna y él, a cambio de nada, me esperó. El resto de la historia ya la conoces…bueno queda el final.

24 comentarios:

xeixa dijo...

jooooooo pobre martin, ya se sabe nunca se debe juzgar sin saber todas las versiones, es algo que hacemos demasiada gente y que encima no nos gusta que nos lo hagan... un angel le llego a esa chica, lastima que ella este en un infierno propio.

Esperanza dijo...

Eres sorprendente xavi...

Sendieva dijo...

Xavi esto es más fuerte de lo que suponía, jejeje, pero que sepas que me encanta, anda no seas malo y acaba ya que me tienes en ascuas jajaja, me encanta como escribes, como describes las cosas, es como si en mi mente estuviera viendo la escena completa, lugar y personajes, me encanta eso.

Gracias por estos momentos tan agradables, un beso.

Haideé Iglesias dijo...

Muy habil, muy habil,...
Ganaras, es el mejor aprendizaje, aunque en estos momentos no lo veas... Un abrazo.

Laia dijo...

Ummmm, me has sorprendido... yo me hubiera decantado por los malos tratos, pero no esta mal tu version. Martin ha ganado un punto ahi, pero aun no me convence... hay un lado oscuro en esa familia. Esperare a ver que ocurre en la siguiente entrega!

Chuspi dijo...

Y algunas de nosotras pensando que iba a haber "rollito", jajaja!!!!

Sobre todo cuando comienza este capítulo con la descripcion de esa habitación tan estupenda y romántica....
Me has impresionado con lo de la droga!! Creo que ninguno de nosotros lo hubiéramos imaginado!!

CRACK !!!!

BESOS!

P.D.- por cierto, toy enganchadita eh ????

Gise =) dijo...

Buah me has tapado la boca, yo que criticaba al pobre Martín, bueno en realidad con lo rapido que eres para dar giro a lo que todas esperabamos, puede que no sea tan bueno... No quiero adelantarme en nada, espero lo que sigue con muchas ganas... sos vos el dueño de esta historia, y vos quien me lleva a ese mundo imaginario...
La habitación parece de las mil y uan noches...si no fuera por el machismo que hay en la cultura arabe, todo ese culto al bienestar y la sensualidad sería ideal.
Lo dicho para mi eres genial y me fascinan tus relatos, tus descripciones de los lugares y sensaciones hacen que pueda vivirlos!!!!!!!!
Sos el mejor!!!!!
Besitos y espero que estes pensando la continuación!!!!

Saritisima dijo...

Esto no se hace Xavi!!
Me acabas d desmontar toda la trama q ya tenia imaginada. Maaaaaaaaaalo
un besote y ahora en serio: me encantan estas sorpresas. No juzguemos a nadie por sus apariencias

AsiSoyYo dijo...

Además de precioso, transmite algunas enseñanzas... eso es lo que hace de tus relatos que sean únicos, de nuevo mi enhorabuena por esta cuarta parte... sigue de verdad, porque es increible la historia, cada vez me gusta más... Un besazo capitán.

Warmi dijo...

Cuántas mujeres que se encuentran en esa situación, que bueno seria que siempre hubiera un angel para cada una de ellas ....pero generalmente no lo tienen y terminan muy mal, sobretodo esos niños que vienen a sufrir a este mundo doblemente.

Penélope dijo...

Tus relatos me atrapan, te leo desde hace tiempo, y ahora te escribo. María tuvo suerte de encontrar a Martín, yo espero a mi Ulises no para que me saque de la calle pero si para que podamos ser felices juntos y podamos vivir nuestro amor sin inconvenientes.
Eres muy bueno escribiendo.
Eres sorprendente.
Eres sensible.

Ejco dijo...

pues no me esperaba que fueran por ahi los tiros, como siempre me sorprendes pero aún así no tiene derecho a tratarla mal, en fin antes de hacer juicios sigo leyendo, quiero massssssssssssssss.

Por cierto pasate por mi blog algo te espera.

Besos

guada dijo...

eso digo yo, a ver chicas las q pensaban que habría ketchup que levanten la mano (me incluyo) si es superior a 10 hay que ser muy malas con xavi eh, que eso no se hace, para q t fies,
pero esta genial xavi, me has desmontado la trama, pero esta me la supera a mi
un besazo

Esperanza dijo...

No sé que vas hacer con este club de fans desesperasss por más de tus letras...

Gise =) dijo...

Somos el Club Oficial de Mujeres Desesperadas por tus historias!!!!
Jajajajajaja!!!! chicas pronto tendremos que inventarnos un logo y carnets!!!!!!
Besotes!!!!!

MiMundo dijo...

,,,saliste airoso Capitán.. me gusta...
...quiero avisarte de que en mi blog tienes un pequeño detalle...quiza llega acorde al momento de tu historia de acantilado...aunque llega bien en cualquier momento...un abrazo...

JESUS y ENCARNA dijo...

Buenas tardes Xavi.
Desde luego, no se tenia "ni puta idea"....
Habra que esclarecer ese interes por que se quede y explicarle los ultimos detalles.
Esperando...
Saludos cordiales.
Jesus

Jolie: Desde la Barandilla dijo...

xavi escribes maravilloso

Candela dijo...

Un blog, muy interesante
bella historia, paseaba por aqui y tuve que hace un alto,
un saludo.

Sendieva dijo...

Ya que ando por aquí dejo un saludito y unos besos para animarte a seguir con esa historia que sigue en mi cabeza buscando un bonito final como tu solo sabes...

Gracias...

Sendieva dijo...

Bueno ya que paso dejo saludito y besitos y ansia de saber como sigue esta historia....


Espero que estés bien.

Adriana Lara dijo...

bueno... quiero leer el final...

xavi dijo...

PERDONADME PERO SABÉIS QUE SIEMPRE RESPONDO A LOS COMENTARIOS, PERO ESTA VEZ ME HA SIDO DEL TODO IMPOSIBLE. LO SIENTO.

Sendieva dijo...

Que exigentes que somos, a veces no nos damos ni cuenta de ello, espero que todo esté bien Xavi, te mando muchos besos y ánimo.

Eva Maria